Síguenos

Nacional

Ya tenía nombre, le iba a poner Armando: mujer que cuidó al bebé que abandonaron en Monterrey

Published

on

AGENCIAS

GUADALUPE.- La señora Alicia Rodríguez López apenas tiene un par de semanas en Monterrey, y ya vivió una de las experiencias más insólitas que pudieran existir, pues resguardó a un recién nacido que fue abandonado por su madre.

Ella y su esposo, originarios de San Cristóbal de las Casas, en Chiapas, llegaron a la ciudad en busca de una mejor calidad de vida para sus cuatro hijos.

La madre señala que allá la vida es muy dura ya que no hay trabajo y el poco que hay es mal pagado. Ambos trabajaban de 6 de la mañana hasta las 4 de la tarde en la colecta de plantíos de café, pero lo que ganaban no era suficiente.

Actualmente su esposo trabaja en Monterrey como obrero y viven en un cuarto en la colonia Camino Real, en el municipio de Guadalupe, donde solo tienen una cama, un televisor antiguo, pocas prendas y otras pertenencias.

El pasado lunes 5 de julio, Alicia se encontraba paseando con sus hijos en el primer cuadro de la ciudad y al estar afuera de una tienda de conveniencia sobre la avenida Cuauhtémoc, una mujer se le acercó para pedirle que le cuidara a su bebé por algunos momentos, ella aceptó, pero pasaron aproximadamente cuatro horas y la madre del menor nunca apareció.

Al ver que no volvía, la mujer dijo que pensó en quedarse al recién nacido, pues no tenía corazón para dejarlo ahí, incluso mencionó que ya había pensado en ponerle el nombre de ‘Armando’.

“Dije yo lo voy a cuidar ahí en mi cuarto, porque si voy a dejar tirado al bebé me da lástima dije yo, tiene como dos semanas, le pregunté a su mamá, cuántas semanas tiene tu bebé y me dijo dos semanas, nada más me dijo no sé si me quieras hacer el favor que me lo cuides un rato al bebé, es que me duele mucho el brazo, me dijo la señora, me lo cuidas un rato y ahorita regreso, me dijo”, relató Alicia.

La mujer, describe a la madre del pequeño como de unos 35 años, morena y delgada, a quien solo vio por algunos momentos.

El gesto altruista de Alicia conmovió a los regiomontanos y algunos acudieron a su casa para entregarle apoyo como pasteles y despensas hasta el pequeño cuarto donde vive junto a su pareja y sus cuatro hijos.

Este jueves se espera que den de alta al bebé del hospital Materno Infantil para después ser llevado al DIF Capullos, donde determinarán su destino.

contador de visitas para web